Fin del servicio para el buque El Camino Español

Imagen de Anthony Vella (shipspotting.com)

Tras casi 20 años de servicio, el pasado 15 de noviembre causaba baja de la Lista Oficial de Buques de la Armada el buque de transporte ligero El Camino Español (A-05). Sin un posible sustituto a la vista, el veterano Martín Posadillo, botado en 1973, se queda como único buque logístico del Ejército de Tierra.

El Camino Español es un buque ro-ro construido en los astilleros de Niteroi en Río de Janeiro (Brasil) en 1984 y bautizado originalmente como Araguary. Tras ser rebautizado un par de veces primero como Mercantil Mage y más tarde como Cyndia tras una primera venta, el buque fue adquirido en 1998 por el Ejército de Tierra español por medio de la Empresa Nacional Bazán, con la intención de utilizarlo como transporte marítimo en apoyo a sus unidades.

Para ello el buque tuvo que ser transformado en las instalaciones de Bazán (actual Navantia) en su astillero de Cartagena. Las reformas afectaron a la propulsión, habitabilidad y sobre todo al espacio de carga, al añadirse una cubierta intermedia para el transporte de vehículos ligeros. De esta manera, las características del buque quedaron fijadas en una eslora de 93,50 metros por una manga de 18,20, con un desplazamiento de 5.800 toneladas, y 1.620 metros cuadrados de carga de vehículos repartidos en tres cubiertas: una cubierta superior para 30 camiones o 60 vehículos ligeros, o 240 TEUs; una cubierta intermedia para 75 vehículos ligeros; y una cubierta principal para 43 camiones o 20 carros de combate M-60. Además, sobre la cubierta existen dos grúas con 25 toneladas de capacidad de carga cada una. La dotación del buque la forma una tripulación de 32 personas (5 oficiales, 7 suboficiales y 20 de marinería).

Imagen de Anthony Vella (shipspotting.com)

El barco fue entregado el 21 de septiembre de 1999, y causó alta en la Armada el 15 de febrero de 2000, junto con el Martín Posadillo (A-04). El buque fue bautizado como El Camino Español, en honor a la ruta terrestre entre Milán y Bruselas creada por Felipe II para el transporte de dinero y tropas españolas a la Guerra de Flandes, como alternativa al peligroso transporte por mar a través del Canal de la Mancha. El duque de Alba inauguró la ruta en 1567, y el último ejército español en recorrerla lo hizo en 1633.

El puerto base del buque fue establecido en el Arsenal de Cartagena, desde donde prestaba servicio logístico a las unidades desplegadas en las ciudades autónomas de Ceuta y Melilla, así como a los archipiélagos de Canarias y Baleares. Ocasionalmente El Camino Español ha dado apoyo a las unidades del Ejército de Tierra desplegadas en Bosnia, Kosovo o el Líbano. Su navegación más larga tuvo lugar entre Cartagena y la ciudad sueca de Pitea, en un recorrido de casi 3.000 millas náuticas (unos 5.400 kilómetros).

El pasado 27 de julio de 2019 se produjo la inmovilización del buque, dando comienzo el proceso para darlo de baja en el servicio, baja que se hizo efectiva el 15 de noviembre, mediante un acto en el muelle de La Curra de Cartagena, con la presencia del almirante jefe del Arsenal de Cartagena y el vicealmirante Aniceto Rosique Nieto entre otras autoridades tanto de la Armada como del Ejército de Tierra. Tras su retirada, tan solo el veterano Martín Posadillo, botado en 1973, queda como único buque logístico del Ejército de Tierra. Ante este escenario, la Dirección General de Armamento y Material (DGAM) estudia las opciones para mantener la capacidad de transporte ligero del ejército.

Imagen Navantia

Navantia a presentado un diseño bautizado como Transporte Logístico Ecológico y Trivalente (TLET), un buque ro-lo con capacidad para el transporte de vehículos rodados, contenedores o helicópteros, adaptado a las más exigentes normativas medioambientales, con un diseño centrado en reducir al máximo el consumo energético y operado por 32 personas. El buque serviría como transporte ligero para el Ejército o como ayuda frente a catástrofes naturales y emergencias humanitarias, con capacidad para instalar en su cubierta contenedores de alojamiento, una planta de producción de agua y energía, así como un hospital de campaña.

Imagen ForoNaval

La otra opción es hacerse con un buque civil de segunda mano y transformarlo, al igual que ocurrió con El Camino Español. El proyecto, bautizado como Una pica en Flandes, pasa por la conversión del ro-ro Ciudad de Ibiza, construido en Barreras en 2003 y operado por Trasmediterránea en el Mediterráneo. El buque podría ser adaptado a las necesidades de transporte del Ejército incluyendo capacidad para el transporte de medios rodados, contenedores y helicópteros. En situaciones de catástrofes naturales o emergencias humanitarias el buque podría transportar un batallón completo de la UME con todo su equipo.

El coste de transformar un buque existente sería menor que la construcción de uno nuevo. La decisión de optar por una opción o la otra está en manos del Ministerio de Defensa.

Características principales
Eslora: 93,53 metros
Manga: 18,24 metros
Calado: 4,61 metros
Desplazamiento: 5.800 toneladas
Potencia instalada: 4.800 kW
Velocidad: 15 nudos
Autonomía: 8.200 millas náuticas
Dotación: 32 personas
Armamento: 2 ametralladoras MG-42


También te puede interesar:


Juan A Oliveira es el responsable de las Áreas de Ingeniería Naval Aplicada y Estructuras en CT Ingenieros. Desde 2013 edita y coordina el blog de temática naval vadebarcos.net. Puedes conectar con él a través de Twitter o LinkedIn.

Si te ha gustado la entrada, puedes recibir las nuevas entradas del blog en tu correo electrónico en el botón de abajo. Además, puedes seguir toda la actualidad del mundo de los barcos en el Twitter o el Flipboard de Vadebarcos.

Únete a otros 363 seguidores

Un comentario en “Fin del servicio para el buque El Camino Español

  1. Este artículo me ha hecho recordar a un gran amigo Argentino ya fallecido , el Ingeniero Juan Antonio Alonso. Quizás toda la soldadura del El Camino Español haya estado supervisada por él, ya que en 1984 él se desempeñaba como Ingeniero de Soldadura en “EBIN S. A. Industria Naval” (Astilleros) Niterói Río de Janeiro, Brasil.
    Años más tarde a finales de siglo XX, Alonso contribuyó a la introducción de la soldadura semi automática con respaldo cerámico en el Astillero de Caribbean Drydock de la Habana. Sirvan estas palabras como homenaje póstumo a tan destacado Especialista y amigo.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .