Los cruceros de la KdF. El Valkirie.

Valkirie

El Valkirie

El Valkirie, junto al Wilhelm Gustloff y el Robert Ley, formaban la flota de cruceros de la KdF (Kraft durch Freude, en alemán “Fuerza a través de la alegría”), organización política nazi se dedicaba a estructurar, vigilar y uniformar el tiempo libre de la población alemana en tiempos del III Reich.

 

Para qué servía.

La llegada de Adolf Hitler y el partido Nazi al poder significó la eliminación de todos los sindicatos, salvo la propia unión de trabajadores del partido, la Deutsche Arbeitsfront (DAF) o Frente de Trabajo Alemán, de la que todo trabajador tenía que convertirse en un miembro .

Como parte de la DAF, se organizó el programa Kraft durch Freude (KdF), a través del cual a todos los trabajadores afiliados al sindicato nazi se le daba la oportunidad, entre otras actividades culturales y de ocio, de realizar cruceros de placer a varios destinos de Europa. La idea subyacente era hacer felices a los trabajadores, y que esta felicidad se tradujera en una mejor mano de obra (de ahí el nombre del programa, “fuerza a través de la alegría”).

FigRO1bthumb

Cartel promocional de la KdF

 

Además, el programa servía para darle un uso a navíos que de otra forma hubieran sido desguazados debido a la depresión, como el Dresde, el Der Deutsche, el Oceana o el Monte Olivia.

Desde el primer momento el programa fue un éxito total. La clase obrera alemana estaba encantada con poder viajar en ese tipo de barcos a un precio asequible. Los “llenos” que se producían en cada viaje empujaron a los nazis a la construcción de tres nuevos buques especialmente para los cruceros de la Kdf.

El primero de ellos, el Wilhelm Gustloff, se puso en marcha en los astilleros Blohm & Voss de Hamburgo el 5 de mayo de 1937. El 29 de marzo de 1938, comenzó a funcionar el segundo navío, el Robert Ley. El tercero y último, el Valkirie tuvo su viaje inaugural el 23 de agosto de 1939.

Wilhelm_Gustloff Robert Ley

El Robert Ley (arriba) y el Wilhelm Gustloff (abajo)

 

Un poco de historia.

El Valkirie fue construido en los astilleros Blohm und Voss de Hamburgo durante el año 1938. El 23 de agosto de 1939, el buque partió en su viaje inaugural, con una tripulación de 150 personas y 217 pasajeros a bordo.

Cinco días más tarde, el buque carbonero inglés Pass of Ballaster lo encontró a la deriva, sin energía eléctrica y con los motores apagados a ochocientas millas de Terranova. Las crónicas afirman que los tripulantes del carbonero no encontraron ningún rastro de la tripulación o del pasaje.

pass of ballaster

El Pass of Ballaster

 

El buque fue remolcado hasta Inglaterra coincidiendo con el comienzo de la II Guerra Mundial. Este hecho izo que el Valkirie fuera destinado por la Royal Navy para el transporte de tropas, aunque nunca llegó a moverse del puerto de Liverpool, en donde permaneció amarrado funcionando como batería flotante.

Una vez finalizada la guerra, ni la compañía armadora del Pass of Ballaster, ni el propio gobierno nazi propietario del buque reclamaron el buque, por lo que la Royal Navy decidió remolcarlo hasta el depósito naval de Denborough hasta que decidieran qué hacer con él.

Y allí permaneció abandonado hasta el año 2013, en el que el magnate de las apuestas Isaac Feldman compró el buque a la Marina Real Británica por la cifra de 180 millones de euros. En una operación de 36 horas una grúa gigante de la empresa Heerema con un equipo de  unas cincuenta personas retiró el Valkirie del dique seco en el que había descansado durante casi 70 años.

image-4-a-hfg-home-heerema-thialf-removal

La grúa flotante Thialf de Heerema

 

El Valkirie.

El Valkirie ha pasado el último año en Hamburgo, en el astillero Blohm und Voss donde fue construido, tiempo durante el que se le ha sometido a una profunda restauración, desde la pintura exterior hasta el mantenimiento y puesta a punto de los motores propulsores.

VALKIRIE_PAINTING_WORKS

El Valkirie en Hamburgo

En su restauración se han respetado los colores originales, negro para el casco, blanco para la superestructura y rojo para las chimeneas, manteniendo los círculos blancos y eliminando lógicamente las esvásticas que las adornaban.

La restauración de los interiores del barco afecta por ahora a la primera clase, zona de máquinas, puente de gobierno y servicios básicos como la lavandería y la cocina, completando aproximadamente un tercio del buque. El mobiliario incluye muchas piezas del mismo barco que Isaac Feldman ha recolectado durante los últimos 20 años, y las que no lo son, son copias de las originales.

Las obras en la primera clase incluyen la zona de juegos, la sala de fumadores, la biblioteca y la Gran Galería, un amplio pasillo de techos artesonados que discurre entre pequeños locales para bares, cafeterías,  joyerías o tiendas de recuerdos.

enhanced-buzz-wide-13509-1377289335-20

La sala de fumadores

Pero la joya de la corona del Valkirie es el salón Gneisenau. Tras franquear las dos grandes puertas de roble que le dan entrada, accedemos a una gran sala ovalada, coronada en lo alto por una gigantesca araña de cristal suspendida a unos cinco metros sobre el suelo. Un fresco cubre todo el techo, representando una batalla teutónica hasta la que se alzan por los laterales del salón columnas de mármol, entre las cuales se colocan ventanas de inspiración veneciana, acompañadas de varias esculturas. El suelo de madera y piedra está cubierto por un amplio número de alfombras, sobre las cuales se sitúan un amplio número de sofás y sillones colocados como al azar, mientras que una gran mesa domina la estancia. Un reloj de péndulo y un piano completan la decoración de la estancia.

enhanced-buzz-wide-26271-1377290573-12

Final de la Gran Galeria, con la escalera al fondo

Una gran escalera de madera y mármol, que se separa en dos brazos da acceso a la sala superior. Sus escalones están grabados con el nombre del buque y las siglas de la KdF alternativamente. En el comienzo de la escalera. en cada uno de los pasamanos hay un águila con las alas extendidas que sujeta una corona de laurel, que originalmente circundaban unas cruces gamadas que han sido eliminadas obviamente en la restauración.

the-grand-staircase-was-made-using-the-original-blueprints-for-the-ss-titanic

Detalle de la escalera

Características generales.

Eslora: 205 metros
Manga: 24 metros
Puntal en la cubierta principal: 21 metros
Calado: 7,5 metros
Cubiertas: 8
Potencia instalada: 6.500 kW
Velocidad: 15,5 nudos
Autonomía: 12.000 millas náuticas
Capacidad: 1.500 pasajeros aproximadamente
Tripulación: 420 personas

valkirie deck plan

Para saber más:

Página web de los astilleros Blohm & Voss.

Kraft durch Freude, en la web feldgrau.com.

Wilhelm Gustloff: el peor naufragio de la historia, en el blog Una breve historia.

El KdF Robert Ley en Vigo no en Gijón, en el blog El Hangar de TJ.

Fuentes gráficas:   de.wikipedia.org   ssmaritime.com   aussipix.com   flickr.com   curiosidades.com   businessinsider.com

Un artículo de Juan A Oliveira. Si te ha gustado la entrada, puedes seguir el blog por correo electrónico para recibir las actualizaciones semanales. Y si te ha gustado mucho, no dudes en compartirla.

Los datos y descripciones aportadas en este artículo sobre el buque Valikirie están extraídas de la novela de Manel Loureiro “El último pasajero”. Este artículo simplemente es un ejercicio de historia ficción, en el que tanto la KdF como sus buques Wilhelm Gustloff y Robert Ley existieron, no así el barco sobre el que gira el artículo.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s