Cuando un Harrier británico aterrizó de emergencia sobre un carguero español

La noche del 6 de junio de 1983 el carguero Alraigo se encontraba a 120 millas de la costa portuguesa en su ruta habitual entre Bilbao y Tenerife, a las órdenes de su joven capitán bilbaíno Aitor Suso Linaza, transportando una docena de contenedores y un cargamento de madera. El Alraigo era un buque relativamente nuevo, construido en 1977, con 98,4 metros de eslora por 14,8 metros de manga y 3.618 toneladas de peso muerto.

Horas antes, el subteniente Ian Watson había despegado a bordo de un Sea Harrier del portaviones británico HMS Illustrious con la misión de encontrar a un portaaviones francés de la clase Clemenceau dentro de un ejercicio multinacional de la OTAN. Una vez en el aire, Watson descubrió que ni el equipo de navegación ni la radio del aparato funcionaban correctamente.

Ante la imposibilidad de encontrar y volver al Illustrious y con cada vez menos combustible, el piloto inglés decidió buscar la ruta marítima que a modo de autopista del mar circula enfrente de Portugal, con la intención de localizar algún barco y eyectarse cerca de él para que lo rescatasen.

Sobre las nueve y media de la noche, Watson localizó al Alraigo. Aunque su idea original era sobrevolarlo para llamar la atención de los tripulantes del carguero, al ver que los contendores sobre la cubierta formaban una plataforma plana, decidió intentar un aterrizaje vertical de emergencia sobre ellos.

En medio de un gran estruendo, el Harrier se posó sobre los contenedores, entre el palo mayor y el castillo de popa del Alraigo. La humedad de los contenedores hizo que el caza británico se deslizara hacia atrás, cayendo de los mismos sobre una vieja furgoneta, quedando finalmente con una inclinación de 45 grados, con su cola sobre el vehículo y el morro sobre los contenedores.

En menos de un minuto el piloto y el Alraigo entraron en la historia como el primer aterrizaje de un caza militar sobre un buque civil en alta mar. Ante el estupor del capitán y la tripulación del carguero, Watson salió de su aparato, lo inspeccionó visualmente para comprobar que todo estaba bien, y se presentó.

Las horas siguientes fueron un frenesí de actividad. En cuanto se enteraron del destino del caza, desde el Illustrious se presionó para que el Alraigo se dirigiera a Portugal inmediatamente. Pero el capitán Linaza y la naviera García Miñaur decidieron que el carguero tenía que cumplir con su ruta y su horario, para una vez llegara a Tenerife negociar con el gobierno británico la devolución de la aeronave y la compensación económica por el rescate en el mar.

El salto de la noticia a los medios despertó una gran expectación, y tres días después, cuando el Alraigo entró en el puerto de Santa Cruz de Tenerife lo hizo en medio de un numeroso público. Las gestiones entre el gobierno bitánico y el español para la recuperación del Harrier se llevaron a cabo ante la expectación de la tripulación del carguero, que esperaban repartirse los dos tercios del valor del aparato, unos 1.500 millones de pesetas de la época (unos 35 millones de euros de hoy en día si tenemos en cuenta la inflacción) según la ley de auxilios y salvamentos vigente en la época.

Tras varios días de negociaciones, se declaró el Harrier como “bien de estado no embargable”, y la naviera y la tripulación se vieron obligados por el gobierno canario a devolver la aeronave a los británicos, aunque con la promesa de recibir una compensación por el rescate, pero mucho menor de lo esperado. La tarde del 15 de junio de 1983 el Harrier fue retirado con una grúa del puerto del carguero español y depositado sobre el petrolero británico British Tay. Poco antes de la medianoche, el petrolero partió hacia las islas británicas con el avión a bordo.

Ian Watson, el primer piloto en aterrizar un Harrier sobre un buque civil, continuó volando hasta su retirada en 1996. El Harrier se puede visitar hoy en día en el Newark Air Museum de Nottinghamshire, en donde se encuentra expuesto.


Juan A Oliveira es el responsable del Área de Ingeniería Naval Aplicada en CT Ingenieros. Desde 2013 edita y coordina el blog de temática naval vadebarcos.net. Puedes conectar con él a través de Twitter o LinkedIn.

Si te ha gustado la entrada, puedes recibir las nuevas entradas del blog en tu correo electrónico (busca cómo en la barra de la derecha). Además, puedes seguir toda la actualidad del mundo de los barcos en TwitterFacebook  o Flipboard.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.